martes, 22 de agosto de 2017

Datos biográficos de Nuestro fundador.


Biografía de Francisco Herrera Campuzano nuestro fundador.


El fundador de Sopetrán don Francisco Herrera Campuzano, nació en la Alcarria Española (La tierra de la miel) en la Villa de Hita un pequeño caserío del Arzobispado de Toledo.


Aunque no sabemos la fecha de su nacimiento creemos que murió con una edad aproximada a los 60 años en la ciudad de México el 27 de diciembre de 1630.

Sus padres fueron: Don Antonio Herrera Campuzano y doña Juana Espinosa y Castillo.

Como recordarán desde muy niño había asistido a la misa y a recibir los sacramentos al importante Monasterio de Nuestra Señora de Sopetrán que para esa época estaba regentado por los Padres Benedictinos.

Desde muy temprana edad, vistió los hábitos de los caballeros de la orden de Santiago y profundizó en los estudios de jurisprudencia, como se le decía en esa época a la abogacía.

Fue nombrado por los Reyes de España como Consultor de la Santa Inquisición que bien sabemos ahora, no fue tan Santa.

Luego fue nombrado Oidor de la Real audiencia y partió para Bogotá en donde tomó posesión de su nuevo cargo el día 29 de marzo de 1609.

En esta ciudad, contrajo matrimonio con la Señora Antonia de Chaves y con ella tuvo dos hijos: Doña Francisca de Herrera Campuzano y Don Manuel Antonio de Herrera Campuzano.

El 07 de febrero de 1614 fue nombrado visitador de los indígenas de Antioquia con funciones de mando de Gobernador. 

Por esta razón algunos historiadores lo tienen en la lista de Gobernadores del Departamento.

Entre 1614 y 1616 fundó varias ciudades entre las cuales están: Sopetrán, San Jerónimo y San Lorenzo de Aburrá, hoy el Poblado.

Luego en el mes de mayo de 1616 regresó a Bogotá en donde estuvo como Oidor Real hasta 1625 año en que regresó a España con una licencia real.

Luego, fue nombrado oidor de nueva España (México) en tiempos del marqués de Cerralvo, a reestructurar la nueva real audiencia y con una licencia del Rey, viajó a España y contrajo nuevas nupcias con Doña María de Frías, hija del licenciado Don Juan de Frías y general de la Santa Inquisición, pero no se entendió con ella y en un juicio le arrebataron gran parte de su fortuna; es bueno contar que de este matrimonio, no tuvo hijos.

En 1627 regresó a México, y el 15 de Julio de ese año, como se sentía enfermo, testó sus bienes y allí murió el 27 de diciembre de 1630.

Si me atrevo a publicar esta biografía, es porque otro historiador, que acaba de escribir un libro sobre la Basílica, tiene cuatro veces escrito el error de que Herrera Campuzano, fue Sacerdote, cosa que nunca pasó.

Algunos historiadores lo catalogan como Sacerdote, yo no me atrevo a creerlo y solo me imagino que fue un fraile de la orden de Santiago; lo creo así porque en esa época un Sacerdote no hubiera podido contraer matrimonio; pues la Santa Inquisición, lo habría quemado en la hoguera y hubiera desaparecido su nombre y sus obras de los libros de historia.

Fue Don Francisco Herrera Campuzano, él que mandó a pintar la Virgen de Sopetrán en la ciudad de Santa Fe de Antioquia y luego la donó a nuestro pueblo. 

Este dato es muy fidedigno porque lo tiene el historiador Ocariz en el artículo llamado: “Las imágenes milagrosas que se veneran en el nuevo reino”.

Recordemos que nuestra Señora de Sopetrán era la Virgen que Francisco Herrera Campuzano veneraba en su ciudad natal.

La virgen que él trajo de muestra, para que le pintaran el cuadro que iba a regalar a nuestra parroquia es esta.


La Virgen que le pintaron fue esta:


 Esta Virgen se encuentra en la parroquia de San Roque en el corregimiento de Córdoba, porque el sacerdote Humberto Torres Osorno, la prestó a la Señora Dolores Ibarra, para que los fieles la pudieran venerar pero por los malos tratos que allí le dieron al lienzo, se está acabando.

En una restauración virtual que yo le hice, alcancé a mostrarla así:


Observen al gran parecido que la Virgen tiene, con la muestra en blanco y negro que trajo Herrera Campuzano

En un artículo muy famoso de don Miguel Martínez el ilustre historiador Antioqueño que escribía en el Colombiano el artículo llamado este día dice: “En el mes de agosto de 1616 el cuadro de Nuestra Señora fue llevado procesionalmente desde Santa Fe de Antioquia hasta la Capilla de Córdoba”.  La procesión se desplazó por el camino real y suponemos que las personas pasaron el río Cauca en el Paso real, hoy puente de la troncal de Occidente, en canoas, champanes y barcas.

Sopetrán, Junio 23 del 2016.


Darío Sevillano Álvarez.





1 comentario :

  1. Felicidades por este magnífico artículo, Darío. Lo transcribo literal, con tu permiso, en Sopetrán en Colombia. Mi abrazo y admiración por tu excelente trabajo.
    https://wordpress.com/read/feeds/54370549/posts/1571494650

    ResponderEliminar